Los Universos de Shooter

Este es Jim Shooter:

Los que hayan leído cómics desde los ochentas o antes supongo deben identificarlo sin problemas, los que no quizás conozcan su nombre mas por su participación en la editorial Valiant comics que tuvo prominencia en los 90’s, en todo caso esta gigantesca figura fue durante muchos años el editor en jefe de Marvel comics, mas específicamente del año 1978 a 1987, ya con tan solo definir ese lapso uno puede comenzar a identificar la multitud de historias surgidas que pueden ser atribuidas a su mandato, desde la época dorada de X-men, quizás la mejor de Thor con Walt Simonson, las historias definitivas de Daredevil realizadas por Frank Miller, Byrne con los 4 fantásticos, Roger Stern con el hombre araña por tan solo mencionar algunas. Obviamente los mayores responsables de esos éxitos fueron los equipos creativos encargados de su realización, pero sin duda Shooter con el estilo de dirección que impuso en la editorial forjo el entorno adecuado para su concepción, y es que, a pesar de el malestar que le genero a tantas personas desde este puesto el señor Shooter, estoy convencido que su aporte al mundo del arte secuencial fue mucho mas positivo que negativo.  Ahora, no solo tomen mi palabra en cuanto a lo que provocaba este personaje, sino tomen como ejemplo el éxodo de artistas que dejaron Marvel para trabajar en la Distinguida Competencia durante su gestión, entre ellos John Byrne (quien tampoco nunca fue una perita en dulce) que plasmo su opinión sobre Shooter entre las paginas de la serie Legends de DC en el año 87, o que mayor prueba que el semi-exilio que ha sufrido en la industria, tan solo basta ver una página de un comic de aquella epoca para mas o menos percatarse de la opinion que se tenia de el:

A primera vista esa página aparentemente no tiene nada de malo, solo fue una pequeña broma, una charada de pintar al jefe como un dictador, específicamente el Dr. Doom, pero, hay tanto rencor implicito en esa imagen que solo falta que cobre vida y nos abofetee. En primera, la diferenciación que se hace de dibujar normalmente al equipo creativo y editorial del libro para despues rematar el chiste con Shooter como Victor Von Doom, desde ahí ya se observa entre broma y broma que hay algo mas, que Shooter no era parte de la “banda” o uno mas de los muchachos, pero aun mas allá de eso, el equipararlo con el mayor villano del universo Marvel (y tal vez de todos los cómics) no es algo que se tome a la ligera, es una grave acusación, que si bien hay cosas mas serias en la vida que ser comparado con un personaje ficticio, en el mundo de la historieta no existe mayor indicativo de la maldad encarnada en un ser, por eso mismo, sabiendo que quien leyera ese libro podría realizar esa identificación, era pues un señalamiento al lector, una carta de rescate escondida, un grito de ayuda para ser liberados de las garras de un tirano, en todo caso Shooter puede agradecer que no lo pintaran como Red Skull pues solo le faltaban las connotaciones Nazis. Probablemente este exagerando y leyendo mas entre líneas de un inofensivo chascarrillo, pero la cuestión es que las relaciones jefe-empleado usualmente no se prestan para ese tipo de situaciones aun en un entorno laboral mucho mas relajado como el que debió ser aquel para la realización de libros de historietas, si alguna vez pretendieron hacer una minúscula broma a costa de su jefe es muy posible que la incomodidad generada en el ambiente superó por mucho los de risas ocasionadas, y si nunca han presenciado una escena de este tipo, inténtenlo, en serio, hagan una comparación de su superior mas cercano con algún villano y/o referencia negativa similar a lo que seria el Dr. Doom, no tanto al extremo de mencionarlo en la misma línea con Pol Pot o Hitler (a menos que quieran el tiempo libre para poder atender ese blog que han tenido abandonado) pero si tal vez una leve mención del Sr. Burns de los Simpsons y luego me dicen hasta donde los llevo su chistorete. Pero bueno, el tema principal no es tanto el trabajo de Shooter como el mandamás de Marvel ni mis intentos de que los lectores de este blog pierdan su empleo en condiciones chuscas, sino mas bien, los conceptos propios de Jim Shooter como creativo, el por si mismo tuvo aportes interesantes y permanentes a la continuidad de diversos personajes, entre otros su trabajo en DC con la Legión de Superhéroes, el traje negro de Spider-man el cual fue usado en el muy popular crossover masivo que el mismo escribió titulado “Secret Wars”,  pero sin duda  uno de los proyectos mas ambiciosos e inherentemente interesantes del que fue partícipe es el de el “Nuevo Universo”.

En el año 1986 fue presentado con bombo y platillo una serie de 8 libros componentes de una nueva línea de libros impresos por Marvel y que se distinguía por no solo presentar franquicias y personajes nuevos, sino que estos mismo se encontraban fuera de la continuidad normal de Marvel separado de sus elementos mas populares y reconocidos, esto para formar su propio universo cohesivo y fuertemente entrelazado, y, como todos los universos de cómics que se han creado desde cero, fracaso estrepitosamente. Es complicado el señalar la razón especifica por la cual este experimento fracaso, si fue debido a que no tuvo el apoyo adecuado, si sus conceptos no eran accesibles para el lector promedio, o el ritmo de las historias era mas lento y menos frenético que el esperado en un comic normal, yo en lo personal pienso que la razón fue tan simple como la estética, es decir, hasta ese punto en la historia de Marvel como editorial se había destacado por tener un estilo único que lo diferencio de otras editoriales en particular de DC, un estilo mucho mas dinámico y colorido que transmitía mucha emoción, en ese entonces veías una portada de Marvel y esta sobresalía, pero en el caso de las portadas de todos los libros pertenecientes a la línea del nuevo universo, pues…

Desde el punto de vista meramente artístico no son malas portadas en lo absoluto, un poco planas o genéricas, definitivamente no es tu portada normal de Marvel, esto es algo mas parecido a algo que publicaría Gold Key Comics…retiro lo dicho, porque Gold Key usualmente usaba pinturas para sus libros de ciencia ficción, es algo mas como lo que publicaba Atlas/Seabord Comics, no lo se, tal vez nuevamente este leyendo mas de la cuenta, pero lo que si es cierto es que en cuestiones meramente cosméticas no hay razón alguna para elegir alguno de estos libros por encima de aquellos que contienen un personaje familiar y/o mas popular. Mas allá de las teorías mías, quizás el pecado mas grave de la línea en general fue el querer abarcar mas de lo que podían, el Nuevo Universo tenia preestablecidas ciertas reglas al no utilizar elementos usuales en las historietas como suelen ser seres extraterrestres, seres mitológicos y fantásticos además de que los eventos en estos libros transcurrían en tiempo real a diferencia de la flexible escala de tiempo utilizada en el universo regular de Marvel. Todas estas “reglas” si bien sonaban interesante en su concepción, ya en ejecución lo único que lograron fue el alienar o segmentar gran parte del grupo lector, porque estoy seguro que a diferencia de la actualidad, en ese periodo de finales de los 80’s la demografía consumidora de cómics estaba entre menores de 18 años quienes en su mayoría no podrían apreciar lo que estos libros ofrecían, por lo que se puede decir que estaban adelantados a su época, además que tampoco estaban libres de fallas. Pues si, aun y cuando el nuevo universo fue ampliamente promocionado en las paginas de todos los libros de Marvel ese fue su único impulso, puesto que la línea sufrió un fuerte golpe al serle recortado su presupuesto inicial lo que no le permitió formar el equipo estelar de escritores y dibujantes que hubiera querido Shooter, esto propicio que se hiciera un revoltijo entre los equipos creativos lo que a su vez conllevo a problemas de coherencia e irregularidad en los conceptos, que, si bien siempre hay un cierto grado de eso presente en la gran mayoría de los libros de cómics, cuando la solidez y continuidad eran un supuesto punto de venta de la línea, pues desde ahí comenzaron mal. Con todo esto dicho, los libros del nuevo universo en realidad no eran malos, pues si bien carecían de los nombres estelares al final quedaron en manos de gente muy capaz como el GENIAL Mark Gruenwald, Archie Goodwin, Tom DeFalco, etc. simplemente no eran libros hechos para alcanzar el estrellato.

¿Qué paso después? Pues que las bajas ventas de la línea se sumaron a otros conflictos que Shooter tenia, como las ya mencionadas fricciones con el personal, las licitaciones que se tenían en ese entonces para que Jack Kirby recobrara ciertos derechos de sus creaciones y que Shooter al ser el portavoz de la empresa buscaba negárselas lo que mancho aun mas su desprestigiada imagen en la industria y que al final todas estas causas en conjunto lo obligaron a abandonar su cargo… y por algún tiempo ese fue lo ultimo que se escucho de Jim Shooter .

Años después Marvel sufría de una de sus múltiples crisis económicas Shooter hizo el intento de comprar la editorial pero con la mala suerte para el que la subasta fue hacia otros ofrecientes , pero Shooter tal y como es no se iba a quedar con las ganas de quedarse sin su propia compañía de historietas por lo que fundo una nueva compañía que posteriormente se convertiría en la editorial Valiant. Valiant comics de principio publicaba libros con las licencias de personajes de Nintendo y de la WWF, que si bien son gigantes en sus propios medios, en el mundo de los cómics son el equivalente de películas tipo “B” o hasta de ficheras, aunque recuerdo que las historias de Nintendo (que además de Mario, Metroid, Zelda incluían al Capitán N de su caricatura del mismo nombre y hasta Little Mac de Punch Out) no eran del todo malas y que curiosamente eran vendidos con un empastado terrible mas propio de una enciclopedia (o hardcovers como lo llamarian los expertos). Obviamente la editorial no se iba a conformar con las sobras de los fanáticos de luchas y videojuegos y tras cierto tiempo transcurrido llevo a cabo su plan original de publicar sus propios cómics con personajes originales, y justo ahí Shooter volvió al quite armado con su experiencia tanto como editor en jefe y como creativo.

El universo de Valiant fue formado con muchos preceptos muy similares al del fallido nuevo universo, es decir una continuidad muy bien entrelazada con historias ejecutadas en tiempo real y orientado a la ciencia ficción con un enfoque en la ciencia en si, pero la mayor diferencia que hubo fue que Shooter tuvo el talento adecuado para el proyecto, gente como Bob Layton y Barry Windsor-Smith encabezaron los títulos como X-O Manowar, Shadowman, Harbinger, Solar, Magnus Robot Fighter y Turok (estos últimos no eran propios de Valiant sino licencias adquiridas), no solo eso, además el arte contenido en estos libros era del mismo estilo de sus contemporáneos y en algunos casos hasta de mayor calidad, la suma de estos elementos hizo que, aunque fuera por un fugaz momento, Valiant se convirtiera en la 3ra editorial de mayor importancia (superando a Image, Dark Horse y Malibu) y competir por los primeros lugares de ventas, lo que sirvió como una especie de lección para la industria por parte de Shooter de que no solo su estricto estilo gerencial aun funcionaba, sino que también se podía adaptar a los tiempos modernos y generar y cautivar un nuevo publico. Esto hubiera sido un final feliz para la historia de Shooter, pero para variar fue despedido de Valiant por diversos conflictos y blablabla, luego Valiant fue comprada por la compañía de videojuegos Acclaim que brillantemente lo llevo a la quiebra a la par de sus juegos. Shooter lo intento nuevamente con otra compañía llamada Defiant comics con la que no paso nada y desde entonces no mucho se ha sabido de el.

mmmmm.... ahora que lo pienso el arte no era tan distinto que el del nuevo universo

Es extraño que en una industria que usualmente otorga segundas oportunidades o hasta mas Shooter sea prácticamente el único que verdaderamente parece estar vetado por completo, si hasta Rob Liefeld actualmente tiene 2 libros en los anaqueles(y mas por venir), a Neal Adams lo dejan escribir y dibujar historias de Batman, Kevin Smith sigue viviendo de su nombre para que lo dejen escribir cómics, algún día hasta Chuck Austen va a reaparecer por ahí, y Shooter nada de nada, a veces alguna editorial le tira un hueso como un par de números de la Legión de superhéroes o recientemente Dark Horse que le iba dejar volver a escribir los personajes de licencias antiguas de Gold Key y Western(Magnus, Solar, etc.) pero que después se echaron para atrás, en fin, es una lastima porque a pesar de todo, que Shooter pudo haber sido tiránico en el modo de tratar de sus creativos, pudo ser renuente a regresarle sus derechos a Kirby, pero algo que siempre hizo fue tratar de entregar un producto de calidad y sobretodo mostraba un respeto por los lectores que difícilmente alguien mas ha mostrado en la actualidad, y pues siempre hará falta personas como el en todos los ámbitos, alguien que pueda llevar el papel de villano pero en el fondo hace el trabajo que es necesario pero nadie mas quiere hacer.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Artículo y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s